lunes, 29 de septiembre de 2008

Estilos: Luis XIV, Luis XV y Luis XVI


En la historia del diseño, y más aún en el terreno del mobiliario, muchos estilos estéticos están íntimamente relacionados con cuestiones políticas o sociales, como pueden ser los designios de un líder concreto, las guerras o las revoluciones. Una de estos ejemplos son los estilos marcados por la época de los “luises”: los monarcas franceses Luis XIV, Luis XV y Luis XVI.

Esta fue una etapa de gran eclosión artística, con grandes palacios y fantásticas mansiones, en la cual el mobiliario logró una gran trascendencia. De esta forma, el inventario de muebles o la investigación sobre técnicas relacionadas con el diseño y la restauración de los mismos tomaron un auge inusitado hasta ese momento.

Se trató de nuevas tendencias, claramente refinadas y sensuales, con un gran espíritu femenino. En el primer período o sub-estilo, denominado Luis XIV, que nace sobre mediados del siglo XVII, hay una gran preponderancia de muebles fuertes y de gran impronta, marcados por una ornamentación barroca de gran recargamiento en cada mínimo detalle.

Figuras de animales, sirenas o personajes mitológicos eran habituales en esos muebles, que además presentaban una gran variedad. Otro punto de gran valor en este sub-estilo fueron las formas angulosas. En tanto, en el período Luis XV se aligeró el barroquismo e ingresó en acción el rococó, que renovó técnicas, motivos y ambientaciones. Una novedad de esta etapa fueron las bibliotecas.  

Con la irrupción del Luis XVI, por último, se provocará un giro estético que marcará el regreso a las líneas rectas y a las formas geométricas tradicionales del Renacimiento. Ángulos rectos y motivos clásicos, como columnas en forma de animal, serán los elementos primordiales en esta etapa. Asimismo, se explorarán fuertemente y se anexarán al mobiliario los accesorios de joyería.

Estilos: Luis XIV, Luis XV y Luis XVI

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Volver a Muebles